ESPAÑA » Quiénes Somos » Ciencia e Innovación

Ciencia e Innovación

03/02/16

Stallergenes, apostando por la innovación en alergia desde su creación

Desde su creación en 1962, Stallergenes ha hecho una contribución esencial a los tratamientos de la alergia en un momento en que los tratamientos sintomáticos eran la referencia. Desde entonces, Stallergenes no ha cesado de innovar para responder a las necesidades de los pacientes y consolidar su conocimiento y experiencia en el campo de los tratamientos innovadores para combatir las alergias. A lo largo de los años, tanto la investigación sobre la ITA como la innovación industrial han evolucionado significativamente.

En los últimos cinco años, Stallergenes ha invertido más de 210 millones de euros en Investigación y Desarrollo. Cada año, Stallergenes invierte cerca del 20% de sus ingresos en I+D con la finalidad de ofrecer tratamientos a la vanguardia de la innovación.

En Stallergenes, 1 de cada 5 empleados es un científico dedicado al estudio de los mecanismos biológicos en el origen de las enfermedades alérgicas que, además, evalúa oportunidades científicas de nuevos tratamientos.


Una estrategia de innovación centrada en la diversificación para ayudar a un gran número de pacientes alérgicos
 

La innovación es la base de las actividades de Stallergenes. Como creador de la inmunoterapia sublingual, Stallergenes está llevando a cabo nuevas investigaciones en línea con las expectativas de los pacientes, además de estudiar nuevas soluciones terapéuticas para responder a las necesidades no cubiertas de los pacientes alérgicos.


Una nueva generación de tratamientos de inmunoterapia con alérgenos

Desde 2003, Stallergenes participa en un ambicioso programa de desarrollo clínico con el objetivo de desarrollar especialidades farmacéuticas que cubran las principales alergias responsables de más del 80% de las alergias respiratorias en todo el mundo.



Un centro de producción único en el mundo, a la vanguardia de la innovación industrial 

La fabricación de productos biológicos estandarizados es compleja y requiere verdadera experiencia. La compañía cuenta con 200 empleados para la producción y el control de calidad de los productos.

En Antony, Francia, Stallergenes dispone de la mayor instalación de producción de APEP (Alérgenos Preparados Especialmente para un Paciente) del mundo. La cadena de producción totalmente automatizada permite gestionar la prescripción de aproximadamente 4 millones de APEP cada año para cerca de 75 países.

En el 2008 se inauguró una segunda instalación ultramoderna dedicada a la producción del principio activo de los comprimidos Oralair®[1] y que ha permitido multiplicar por diez la capacidad de producción de Stallergenes.

Cada año, la compañía invierte 15 millones de euros en el desarrollo de sus instalaciones industriales y laboratorios.


Control de toda la cadena de valor de los medicamentos

La clave de la experiencia de Stallergenes reside en su conocimiento de los alérgenos. La calidad de los extractos de alérgenos depende, sobre todo, de la calidad de las materias primas. Para garantizar la calidad de sus materias primas y con ello ofrecer a los pacientes tratamientos de alta calidad, Stallergenes ha implementado la producción interna de ácaros del polvo doméstico y polen de gramíneas de alto grado farmacéutico.

El laboratorio ha desarrollado su propio medio de cultivo de ácaros del polvo doméstico patentado y es líder mundial en la producción de ácaros, con una producción anual de una tonelada.

En 2011, Stallergenes también invirtió en un centro de producción de pólenes de gramíneas, ubicado en la región Centro de Francia. El Grupo ha desarrollado un proceso exclusivo para la producción y la conversión de materias primas en principios activos farmacéuticos a fin de garantizar la calidad de sus productos y cumplir los requisitos, cada vez más estrictos, de las autoridades sanitarias.

Fabricados a partir de alérgenos, que son materias primas de origen natural, los productos de Stallergenes se obtienen a partir de extractos estandarizados que garantizan la reproducibilidad de la actividad alergénica entre lotes y, por lo tanto, la calidad y eficacia de sus tratamientos.

Stallergenes es pionero en el área de estandarización y caracterización de alérgenos, lo que distingue a la compañía del resto de actores en el campo de la inmunoterapia.

Desde la producción de los alérgenos hasta la administración final de los tratamientos a los pacientes, Stallergenes ha implementado controles de calidad en cada etapa de su proceso de producción.

[1] FDA: Food &Drug Administration (Agencia estadounidense)